Cenote Azul de Bacalar en Quintana Roo, un majestuoso escape natural

Cenote Azul de Bacalar en Quintana Roo

¿Alguna vez has escuchado sobre los cenotes? Estas grandes albercas naturales se encuentran en diferentes zonas a lo largo de Quintana Roo y Yucatán. Hoy te contaremos sobre uno de los favoritos en toda la Riviera Maya, el Cenote Azul, una maravilla natural que se encuentra a la entrada de Bacalar.

Bacalar es un destino lleno de magia, con opciones económicas para hospedarse y lugares para visitar, siendo otro destino favorito de los viajeros que visitan la Riviera Maya, y cómo no va a serlo si el lugar es relajante y lleno de naturaleza. Además, hay zonas donde es menos profundo que otras y puedes nadar con tranquilidad.

Es el cenote más grande de Bacalar y el único que se encuentra fuera de la Laguna de los Siete Colores. Su profundidad alcanza hasta los 90 metros. Un gran lugar para disfrutar de recorridos por laberintos de las raíces del árbol del mangle, huecos de diversos tamaños y formaciones rocosas inclinadas.

Es uno de los favoritos de los habitantes de la Riviera Maya, quizá por qué tiene áreas con poca profundidad, que te hacen sentir confiado para nadar libremente por casi todo el lugar. Pero si necesitas sentirte más seguro, puedes rentar chalecos salvavidas a un bajo costo.

El Cenote Azul se conecta con la Laguna de Bacalar y recibe su nombre gracias al color azul turquesa de sus aguas, es un lugar que se consideró sagrado por la cultura Maya hace mucho tiempo.

Opciones para la familia en Cenote Azul

El Cenote Azul cuenta con una pequeña cuenca o un diminuto cenote donde los niños disfrutan recrearse. Un lugar para pasar un refrescante día con la familia o amigos. Al ser abierto, permite disfrutar de los rayos del sol y de las vistas que hay a su alrededor, sumando beneficio al momento de aclimatar nuestros cuerpos.

Este lugar cuenta con estacionamiento para que no dejes tu vehículo en la carretera, también encontrarás una tienda de artesanías, baños y cambiadores para toda la familia, justo al entrar, hay un restaurante familiar que te da la bienvenida, y apenas entres podrás darte cuenta del encantador ambiente que guarda este lugar.

¿Por qué visitar el Cenote Azul de Bacalar?

Es un lugar especial, hermoso, tranquilo y con una energía intensa que obliga a adentrarse en un lugar mágico de México. Además, es el lugar perfecto para familiarizarte con las «rocas vivientes» que captan CO2, liberan oxígeno y se creen uno de los primeros seres vivientes de la tierra.

Es el favorito de muchas familias por su cercanía, a solo 90 minutos de Playa del Carmen. Cuenta con 3 formaciones de agua, las 2 primeras se encuentran en la entrada y son ideales para nadar con niños o adultos mayores por su poca profundidad.

Puedes leer: Ciudad Mayakoba en el corazón de la Riviera Maya

Al fondo del cenote corre un río subterráneo cuya corriente lo comunica con todos los demás cenotes de la Península de Yucatán. Está a nivel del suelo y no cuenta con cavernas, características que lo convierten en un cenote sumamente atractivo para cualquier integrante de la familia.

¿Cómo llegar al Cenote Azul desde Playa del Carmen?

Se encuentra en el KM 266 de la Carretera Cancún-Tulum a 250 Km (90 minutos) de Playa del Carmen.

Al llegar, un señalamiento con letras pintadas a mano te recibe en el lugar. Al adentrarte, un sendero rodeado de naturaleza selvática te guiará hasta descubrir las frescas aguas de esta hermosa maravilla natural. En este camino puedes escoger dónde sumergirte y disfrutar el día.

Cenote Azul, ideal para los más aventureros

Si tu pasión es experimentar el más alto nivel de adrenalina y te atreves a saltar, una actividad muy popular en el cenote es aventarse desde una pared de roca a unos 5 metros de altura para caer en la zona más profunda. Tiene una cueva que no es muy grande donde habitan estalactitas y estalagmitas. Por encima de esta se encuentra una zona con rocas. Al subir, puedes saltar hacia la profundidad del cenote desde una especie de plataforma a unos cuatro metros del agua. ¡Es de lo más divertido!.

En un costado hay un pequeño túnel de piedras que te conectan con la segunda sección, si deseas tomarla, deberás coger mucho aire y pasar por debajo de enormes rocas, cruzando un canal de 8 metros de largo, sin duda, un Cenote ideal para quienes gustan de la adrenalina.

Agua dulce y transparente, con tonos cambiantes de azules y verdes según la profundidad, perfecto para tus fotos, Al relajarte en sus aguas podrás admirar la belleza de su flora y fauna, tanto dentro como fuera del agua. Te sorprenderán los árboles que parecen crecer en el agua al surgir de entre las piedras.

Una gran cantidad de peces de tonos oscuros recorren cada rincón de estas frescas aguas, Los más coloridos nadan en las cálidas aguas del mar Caribe, sobre todo cerca de los arrecifes. También escucharás el canto de decenas de pájaros, ver murciélagos en sus cavidades y algunas iguanas paseando.

Puedes leer: ¿Cuántas horas de sol por día hay en la Riviera Maya?

Los costos de entrada son de 80 MXN para los habitantes de Quintana Roo, presentando una identificación oficial vigente y 100 MXN para nacionales y extranjeros, 40 MXN para los niños de 5 a 8 años y gratis para los niños menores de 4 años. Su horario es de 8 de la mañana a 5:30 de la tarde. (estos precios están actualizados para la primera mitad del año 2021).

Estética natural, un servicio que te regala la naturaleza de Cenote Azul

Podrás disfrutar relajantes masajes de pies, totalmente gratuitos, ofrecidos por los peces, al no tener dientes, succionan y remueve callosidades que se encuentran localizadas, limpiando y exfoliando selectivamente las células muertas de la piel de los pies segregando ditranol, estimulando el crecimiento de nuevas células.

  • Relajarte y pasarla bien. Escoger un lugar y disfrutar del agua y de tu compañía.
  • Natación. En el área principal puedes realizar natación; Si no eres un buen nadador puedes permanecer en las áreas de menor profundidad.
  • Snorkel. Usa tu propio equipo o réntalo y disfruta de las cristalinas aguas del cenote.
  • Clavados. Hay una plataforma natural desde donde saltar al agua en tu mejor postura de clavadista.
  • Picnic. Está permitido traer comida y hay una pequeña tienda dentro.
  • Alimentar a los peces. Dentro del parque puedes comprar alimento para peces y ver cómo estos pequeños animales se arremolinan en tus pies.
  • Buceo. Es posible hacer buceo a las profundidades del cenote en rutas para principiantes o avanzados.
  • Avistar fauna local. Ver y escuchar aves locales, iguanas y si los buscas, hasta murciélagos en las pequeñas cuevas.

El Cenote Azul de Bacalar es ecoturismo, aventura, naturaleza, texturas, colores y experiencia gastronómica, mismas que se van transmitiendo a través de paisajes, una representación tangible del poderoso legado cultural de las civilizaciones mayas.

  • Es muy importante que tengas en cuenta “No se permite fumar en el cenote”.
  • No introducir bebidas alcohólicas y tampoco se permite llevar mascotas.
  • No utilizar repelente y bloqueador solar biodegradable.
  • Las instalaciones del cenote cuentan con sus propias mesas, palapas y baños para que puedas hacer uso de las mismas.
  • Respeta los estromatolitos o rocas vivientes, no los toques ni te sientes sobre ellos.